06/06/2020
Asociaciones
  Buscar: 
Siete tareas para mejorar la acústica de los edificios
28/04/20

El 29 de abril se conmemora el Día Internacional de Concienciación sobre el Ruido. Según AFELMA (Asociación de Fabricantes Españoles de Lanas Minerales Aislantes), España tiene que abordar siete tareas para mejorar las condiciones acústicas de los edificios.

La acústica afecta al confort, a la intimidad y a la salud. El ruido también afecta a la economía, como ocurre con la devaluación de las propiedades inmobiliarias o pérdida de turismo de calidad. En estos días de confinamiento se vive una enorme paradoja: apreciamos el silencio exterior y sufrimos los ruidos del propio edificio, ya sean de los vecinos o de las instalaciones, y también de nuestra propia vivienda. Casi 3,2 millones de hogares padecen problemas de ruido, es decir, cerca de 8 millones de ciudadanos.

En circunstancias normales, al ruido de los hogares debemos añadir la exposición al ruido ambiental del tráfico, en restaurantes, centros comerciales, instalaciones deportivas cubiertas, etc. El 30% de los europeos sufren ruidos nocturnos superiores a 55 decibelios (dB). Por el día, el 40% padecen niveles de ruido por tráfico de 55 dB y el 20% de 65 o más dB. 

AFELMA define las tareas para acometer la mejora de las condiciones acústicas de los edificios:

Mejora de la normativa acústica

El DB-HR del CTE, la regulación que regula las condiciones acústicas de los edificios, fue aprobada en 2008 y doce años más tarde está pendiente de ser actualizada. Mientras tanto, aunque también con retraso, el apartado térmico del CTE ya ha sido revisado en dos ocasiones, la última en diciembre de 2019.

A juicio de AFELMA, es preciso profundizar en las exigencias acústicas y, por tanto, someter al CTE a una revisión al alza, equiparándonos con países de nuestro entorno.

La normativa debería incluir la medición “in situ” tanto en obra nueva como rehabilitación para verificar el cumplimiento de las exigencias normativas y la consecución de los objetivos acústicos.

Acondicionamiento acústico

Es imprescindible proceder a la revisión de las condiciones acústicas de los locales públicos (centros educativos, piscinas, restaurantes, grandes superficies, etc.) y, en su caso, proceder a las operaciones de acondicionamiento acústico que mitiguen la reverberación del ruido, dificultado la conversación y el bienestar.

Calificación acústica

El usuario debe contar con herramientas informativas que le permitan elegir, con conocimiento de causa, la edificación en la que va a vivir o desarrollar su trabajo. En este sentido, se hace necesario crear una certificación acústica a semejanza de la certificación energética de edificios.

Cédula de habitabilidad

Proponemos condicionar la entrega de la cédula de habitabilidad a la comprobación previa del cumplimiento de la normativa acústica por medio de mediciones in situ.

Todas las exigencias edificatorias, y en concreto las relativas a la contaminación acústica, deberían ser tratadas en la fase de construcción. Se evitarían así problemas a los residentes y tendría una menor repercusión económica que si hay que intervenir cuando el inmueble está ya terminado y ocupado.

Formación en la acústica de edificios

Es preciso reforzar el conocimiento de los profesionales, tanto en materia acústica, como de los materiales y sus propiedades, ya que con un diseño y ejecución cuidadosa con los materiales apropiados, se pueden conseguir buenas condiciones acústicas, incluso por encima de las exigencias normativas.

Rehabilitación acústica. Criterio de no empeoramiento

La rehabilitación acústica es una asignatura pendiente que cobra especial importancia debido al impulso que se pretende otorgar a la rehabilitación energética de edificios. Desde esta perspectiva la rehabilitación energética puede aprovecharse para mejorar la acústica de la vivienda o el edificio. En cualquier caso, es preciso evitar que la mejora térmica empeore las condiciones acústicas preexistentes antes de la rehabilitación. 

Lanas minerales

Por último, en línea con la necesidad de conocer las propiedades de los materiales, AFELMA pone a disposición de profesionales y usuarios la Guía de Soluciones Constructivas con Placa de Yeso Laminado y Lana Mineral, así como su Documento de Rehabilitación con Lanas Minerales, en los que se podrán encontrar soluciones y sistemas para abordar diferentes problemas edificatorios.

Las lanas minerales aislantes están reconocidas internacionalmente como el material aislante acústico por excelencia y pueden proporcionar ganancias de aislamiento acústico de hasta 70 dB.  

Más información:


Inicio  |   Quienes somos  |   Contacte con nosotros  |   Aviso Legal
Política de privacidad  |   Enlaces
  © Copyright 2004 CEPCO. Todos los derechos reservados - Última actualización 04/06/2020